Diario de un ciclista en cuarentena

JOSEP TOMÀS I JUAN. Corredor del Netllar Telecóm Alé

Día 25. Una buena oportunidad para dar las gracias a los que se vuelcan con el ciclismo

Te levantas, te pesas, te tomas las pulsaciones en reposo, desayunas, anotas como te sientes, cuánto y cómo has dormido y te subes al rodillo, preparado para la doble sesión de hoy. Una hora por la mañana y otra por la tarde que deberían haber sido 120 minutos antes del mediodía, pero que por el hecho de estar en cuarentena he podido disfrutar de la libertad de dividir la carga del entrenamiento.

Sería de honorable mención, también, el hecho de haberme realizado un par de fotos en el rodillo que usaré en un futuro no muy lejano para etiquetar a los patrocinadores. Ya dejé entrever que, como consecuencia de la cuarentena, los llamados “sponsors” de los equipos de ciclismo están perdiendo visibilidad, y que por este motivo muchos equipos se han visto abocados al uso de las redes sociales para compensar estas pérdidas y no ver mermados así los patrocinios de la temporada siguiente.

Para hacerse una idea, y si no me falla la memoria de mis conversaciones ( que tantos buenos recuerdos me traen ) con los directores del Giménez Ganga, el presupuesto de un equipo juvenil con un buen calendario incluyendo todas las pruebas de Copa España es de unos 60.000€ anuales. Y aunque muchas veces las empresas no den el dinero por rentabilidad económica, sino más bien por ser unos auténticos entusiastas del ciclismo, nunca está de más agradecerles con una foto el esfuerzo que hacen para mantener este deporte; sin hablar ya de los directores, entrenadores y masajistas que trabajan incontables horas para cuadrar todos los presupuestos y hacer que los corredores se sientan cómodos y saquen lo mejor de ellos mismos.

De esta manera, terminando la entrada de hoy querría agradecer a todos aquellos que hacen del ciclismo una realidad, ya sea trabajando en el mismo equipo o con el deportista, dando el material necesario para correr, o apoyando económicamente; y en especial a la Fundación Benicadell ( Netllar Telecom Alé ) por hacerme un hueco en su plantilla de corredores y a Pedro Gandía por entrenarme desde que era un “cadetillo” y no fallarme nunca.

Publicado por Julian

Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad de Navarra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: